5 fáciles instrucciones en la dieta para corredores última y definitiva





Una dieta para corredores siempre es compleja, ya que son un colectivo que hacen sentir mucho el peso de una buena alimentación, y que cualquier exceso puede hacer que su rendimiento baje de forma muy considerable, pero lejos de los corredores profesionales que si necesitan de unas dietas mucho más concretas y puntillosas, el común de los mortales podemos adaptarnos a nuestro deporte favorito sin tener que renunciar a los placeres de la vida ni caer en obsesiones del todo insalubres y poco útiles en nuestra vida diaria.

Lo primero que hay que tener en cuenta son las recomendaciones generales: dormir bien, entrenar de forma adecuada, descansar, etc, pero en términos de dieta, te voy a proponer 5 puntos muy fáciles que te ayudarán a tener a ralla las necesidades de tu cuerpo y que son las bases, aunque no los elementos definitivos, de cualquier dieta para corredores.

  1. Dieta para corredoresAgua: es evidente que hay que beber mucho, estar bien hidratado, pero esto se debe hacer incluso cuando no entrenamos o cuando hace suficiente frío como para no sentir la necesidad de beber. La cantidad recomendada diaria estaría sobre los dos litros, aunque es evidente que puede variar dependiendo los esfuerzos, la época del año y nuestras indicaciones médicas habituales.
  2. Desayuno: debes tener una buena y considerable dosis de aminoácidos, vitamina B12 y hierro, por ejemplo el huevo es un gran aliado en esto. Ante todo no te olvides esta comida del día, sé que tienes prisa por llegar al colegio o el trabajo, pero hay que respetarla, ni que sea de forma obligatoria, eso me lleva al siguiente punto:
  3. Fruta: es nuestra amiga y debemos comerla en grandes cantidades, nos hará mucho bien.
  4. Legumbres: son un excelente aliado para luchar contra nuestra “amiga” fatiga, nos ayudará a estar más a tono, y reducir los efectos de la fatiga en el tiempo.
  5. Pescado: aunque no te lo creas, comer más pescado y menos carne también nos ayudará de forma considerable a reducir fatigas y estar más preparados.

Como puedes observar, no se trata de una mega dieta de aquellas que no eres capaz de hacer, se puede llevar a cabo de forma simple, y no te privará de nada. Por último, no olvides tener moderación en las comidas, y ante todo, divertirte en tus salidas a correr, esa es la mejor dieta para corredores que existe.

Comentarios

comentarios